miércoles, 24 de abril de 2019

Plaga "Algas Verdes". Un problema de gobernanza



Desde hace alrededor de 15 años, las playas de Algarrobo experimentan problemas que no han sido resueltos. Cuando digo problemas, no sólo aludo a lo evidente sino también a lo subyacente, y es de lo subyacente de lo que trata esta columna.

La gran mayoría de quienes conocen Algarrobo, saben que las playas del sector “Los Tubos” están haciéndose cada vez más chicas y están invadidas por lo que se ha denominado coloquialmente “sopa verde”. Que las playas estén angostándose es producto de un proceso de erosión costera, y que las playas estén invadidas por la “sopa verde” es causado por un florecimiento masivo de macroalgas del género Ulva.

Ambos fenómenos, es decir, la erosión costera y el florecimiento de Ulva, posiblemente están correlacionados y actúan de manera sinérgica, generando un gran malestar social y problemas ecológicos. Playas que otrora eran el orgullo de Algarrobo, hoy son casi imposibles de visitar porque ya no queda espacio entre el mar y lo que no está cubierto de algas pútridas. 

Las pérdidas económicas asociadas a la merma de turistas en estas playas no han sido cuantificadas, pero es esperable que la comuna de Algarrobo esté perdiendo significativas cantidades de dinero por tener las playas en dichas condiciones. Los locatarios de quioscos y almacenes bien lo saben; los vecinos del sector están preocupados porque sus casas pierden plusvalía; la Municipalidad invierte aproximadamente 30 millones de pesos por año, sólo en concepto de limpieza de algas.

Como biólogo marino he estudiado en profundidad las causas biológicas, químicas y físicas de ambos fenómenos y podría hablarles extensamente de éstas. Sin embargo, quiero develar que la problemática en las playas de Algarrobo no se deriva exclusivamente de un problema físico-biológico, enmarcado dentro del contexto de las ciencias naturales. La problemática de la erosión costera e invasión de algas verdes es también un problema social, político, económico y sobre todo de gobernanza. Creo que hasta ahora no ha existido un liderazgo que esté a la altura para enfrentar el desafío de devolverle a Algarrobo las playas que se merece. 

Cuestiono este liderazgo porque veo con impotencia que la Municipalidad gasta importantes montos de dinero en soluciones “parche”, que no atacan la causa de raíz de los problemas, sino únicamente los efectos de las algas verdes y la erosión costera. En este punto hay dos elementos, siendo el primero el gasto ineficiente de recursos, y el segundo, los daños imprevistos de las acciones de mitigación.

Primero, y para ser más específico, la Municipalidad gasta al menos desde el año 2011 cerca de 30 millones anuales en la limpieza de algas, y este año 2019 se planea invertir 52 millones en la remoción manual de las algas. Por supuesto, estas inversiones no garantizan en ningún caso que Ulva sea erradicada, y el tiempo de permanencia de esta problemática así lo ha confirmado. Este género de algas tiene estrategias agresivas de reproducción y ciclos de vida complejos (Wang et al., 2015), con esporas que pueden quedar suspendidas en la columna de agua por semanas, independiente si se remueve el alga del sustrato. Es decir, más allá de limpiar el fondo marino, rocas y columna de agua, yo no veo en esta acción más que un análogo de desmalezar en tierra. Esta impresión no es sólo mía, sino compartida por la comunidad de científica que estudia el florecimiento de este tipo de algas (Wang et al., 2015).

Por otro lado, respecto al problema de la erosión costera, el Municipio ha realizado inversiones aún más suntuosas y también cuestionables. Debido a que la playa del sector “Los Tubos” se ha erosionado considerablemente, el año 2013 se invirtieron 160 millones en proteger la Caleta de Pescadores ubicada en dicha playa. El muro, además de ser estéticamente indeseable (pueden coincidir o no), más temprano que tarde terminará cayéndose porque el “backwash” erosiona sus cimientos. El “backwash” es el efecto que tiene la energía de la ola cuando rebota en el muro y erosiona las bases mismas del muro (Alexandrakis et al., 2015).

Segundo, no hacer un adecuado análisis de las causas de raíz de un problema, puede agudizarlos. Permítanme desviarme por un momento para ejemplificar el punto. Durante la Edad Media, la peste negra mató a más de 50 millones de personas en Europa (WHO, 2017). La peste negra fue causada por una bacteria (Yersinia pestis), que infecta el tracto digestivo de pulgas; las pulgas a su vez son parásitos de diversos mamíferos, incluyendo el ser humano. Es ampliamente aceptado que la peste negra fue transmitida por ratas, que fueron un vector ideal para la infección. Como en el siglo XIV los conocimientos sobre bacteriología eran casi nulos y las supersticiones abundantes, gran parte de la población culpó a los gatos, en ese tiempo asociados con Satanás, de traer la peste para castigar a la humanidad. Una vez diezmada la población de gatos, adivinen qué paso con la población de ratas…

Ahora bien, volvamos a Algarrobo. Para mitigar los efectos de la plaga de algas verdes, la Municipalidad decidió limpiar las playas con maquinaria; al cabo de un tiempo se dieron cuenta que esta acción retiraba también grandes cantidades de arena, lo cual agudizó el problema de la erosión costera: el remedio fue peor que la enfermedad. Esta situación es análoga a lo que significó matar gatos en la Edad Media y en cómo esto fomentó la propagación de la peste negra. Esto es un recordatorio de que antes de ejecutar planes de mitigación sobre los efectos de un problema, es necesario identificar de manera adecuada sus causas de raíz.

¿Por qué es malo que la Municipalidad haya extraído arena de la playa, produciendo más erosión costera?

Primero, porque deja más sustrato rocoso disponible (i.e. descubierto de arena) para la colonización del alga que se pretende erradicar. Segundo, remueve la protección natural que provee la playa, dejando expuesto los cimientos de la muralla de contención que cayó en 2017 y costó 396 millones. Tercero, reduce el ancho de la playa donde residentes y turistas van a veranear, generando pérdidas económicas asociadas al turismo.

Dramático avance de la erosión en nuestras playas

Equivocarse es humano. Si los párrafos anteriores revelan los errores de gestión, quisiera aclarar que la intención no es juzgar por esto a la Municipalidad, ni menos a alguna administración en particular. La Municipalidad ya tiene otras tareas importantes de las cuales hacerse cargo y tampoco se espera que tenga la capacidad para solucionar todo tipo de problemas, ninguna institución tiene facultades omnipotentes. Sin embargo, lo que sí me parece grave, es que no se ha tenido la valentía de reconocer que el problema le queda simplemente grande. 

Cuando uno no sabe algo, pregunta.
 
Veo, sin embargo, que han pasado alrededor de 15 años con este problema y las decisiones de cómo afrontarlo parecen seguir tomándose a puertas cerradas. No he visto que exista la voluntad de exponer la problemática en foros públicos y/o técnicos donde podrían plantearse soluciones. Las razones de por qué no se expone esta situación, las desconozco.

¿Qué haría yo? Por lo pronto, en vez de malgastar 52 millones en mitigar los efectos de las algas, invertiría ese dinero en estudios que den evidencia de las causas de raíz de este problema.
Una de las hipótesis más comunes que se manejan respecto al florecimiento Ulva es la presencia de un fenómeno conocido como eutrofización, que hace referencia a un exceso de nutrientes en el agua. Este exceso de nutrientes permite que las algas se reproduzcan y crezcan en grandes cantidades como las observadas en Algarrobo. 
Con 52 millones se pueden financiar estudios que permitan 1) identificar si existe alguna entidad que esté descargando exceso de nutrientes a la bahía; 2) estimar las pérdidas económicas causadas por la merma en turismo. Ambos estudios que les menciono son estratégicos, es decir, sirven a un plan mayor. Para dar solución a los problemas de erosión costera y el florecimiento de algas verdes en Algarrobo, es necesario tener un plan. En Algarrobo no se ha hecho nada de este tipo, no se ha hecho ningún esfuerzo que vaya más allá de la solución parche.

¿Qué más haría? Me organizaría. Muchas veces las soluciones a problemas complejos no vienen “desde arriba” y tienen que ser gestionadas desde la comunidad. La sociedad civil y las ONG pueden cumplir un rol en este punto. Creo que varias organizaciones en Algarrobo están dando buenos pasos en esta dirección. Presionen y no permitan que se gasten dineros públicos en acciones que no son conducentes a solucionar el problema.

Por último, quisiera decirles que sí existen soluciones a las causas de raíz de la erosión y el florecimiento algal, de las cuales no he hablado en esta columna. Estas soluciones pueden ser propuestas en una instancia que así lo amerite, pero para ello la Municipalidad tiene que estar abierta y dispuesta a pedir ayuda. Quizá este sea el desafío más importante y uno de los escollos más difíciles de superar. Para ejercer un liderazgo fuerte y sano, los líderes deben saber reconocer cuando se equivocan y cuando pedir ayuda. 15 años es un largo tiempo, pero más vale tarde que nunca.

Rodrigo Zilleruelo E.
Biólogo Marino PUC, Máster en Ecological Economics de la Universidad de Edimburgo, UK

jueves, 18 de abril de 2019

Algarrobo y el gran maestro de la pintura chilena, Alberto Valenzuela Llanos


La figura del pintor Alberto Valenzuela Llanos ocupa una posición superlativa en el panteón de las personalidades de nuestra cultura nacional. Artista fundamental y fundacional, desde mediados del siglo pasado la crítica ha coincidido en distinguirlo como uno de los grandes maestros de la pintura chilena, suscribiendo el criterio del destacado historiador español Antonio Romera. En paralelo a los "cuatro grandes maestros de la poesía chilena" -la Mistral, Huidobro, de Rokha y Neruda-, Romera propuso un equivalente para el arte pictórico. Dentro de esa acotadísima selección de insignes, está Valenzuela Llanos.

Nacido en San Fernando en 1869, el pintor pertenece a la generación inmediatamente anterior a la Mistral y Huidobro. Se trata, por tanto, de un artista que desempeñó un rol clave en la consolidación de la identidad cultural nacional. La particularidad de Valenzuela Llanos es que lo hizo desde un ámbito que muy pronto entró en franca sintonía con los criterios y gustos más propios de nuestra idioscincracia: la pintura de paisaje. El colchagüino fue, de hecho, el pintor chileno más premiado y reconocido en vida de la primera mitad del siglo veinte, tanto dentro como fuera de nuestras fronteras. Su maestría reside en su capacidad por expresar con hondura y singularidad su profunda conexión con la naturaleza.

Un aspecto hasta ahora muy poco conocido en la trayectoria de este artista fundamental es el que tiene que ver con Algarrobo, y que hoy, gracias a la espléndida retrospectiva que se exhibe en las salas de la Corporación Cultural de Las Condes, se nos revela en toda su dimensión y envergadura. Según detalla el académico e investigador de la actual muestra, Pedro Maino, "la primera visita que hace Valenzuela Llanos a Algarrobo es en el verano de 1924, convencido por su amigo Salvador Correa Ovalle, y se alojan en la única pensión del pueblo, de propiedad de doña Lina de Aranda." El pintor viene llegando de su enésimo viaje a París, donde ha sido nombrado Caballero de la Legión de Honor y expuesto con gran éxito sus obras en la galería Georges Petit. Tras esa primera visita, elegirá el entonces pequeño villorrio para vivir. El pintor, quien como ningún otro ha sabido captar la esencia del paisaje rural de la zona central de Chile, descubre entonces un recurso paisajístico hasta ese momento inexplorado: el mar.


Vista (parcial) de la retrospectiva de la CC Las Condes. En la parte superior, las obras "algarrobinas"

La belleza de las costas algarrobinas lo deslumbra. En intensos dieciocho meses pintará obras de máxima calidad. Incluso su paleta, su pincelada, se modifican. Maino es enfático en señalar: "Sin duda que Algarrobo es uno de los espacios más significativos en la obra de Valenzuela Llanos, junto a Lo Contador, el Cajón del Maipo, Lolol y los alrededores de París. Pero quizás lo que lo hace más importante aún, es que ahí alcanza sus ejecuciones más logradas, más vibrantes y colmadas de luz. Se podría postular que las obras cumbres de Valenzuela Llanos son las de su última etapa en Algarrobo."

El artista, aquejado de un cáncer al intestino, morirá el 23 de junio de 1925. La profunda huella que significó su paso por Algarrobo se sintetiza en el emocionante recuerdo de su amigo, el músico y también pintor, Premio Nacional de Arte, Carlos Isamitt, que rescata el escritor Carlos Maldonado en su libro dedicado al artista:

"Cierta vez, en Algarrobo, buscando un tema ascendían las colinas septentrionales del balneario. Él, como más joven, se había adelantado y de pronto advirtió que Valenzuela no lo seguía. Al volver sobre sus pasos, lo divisó hincado mirando con unción hacia el imponente roquerío, que precipitándose desde lo alto se hundía entre el oleaje. Momentos después el maestro se puso de pie vivamente emocionado: ¡Aquí veo a Dios!, fue su único comentario, mientras seguían el ascenso en profundo silencio.”

La retrospectiva del maestro Valenzuela Llanos se mantendrá abierta al público hasta el 26 de mayo próximo.

Selección de obras pintadas en Algarrobo:


Dunas de Algarrobo. Óleo sobre cartón/tela. 27 x 35 cm.
  
Golpe de olas en Algarrobo. Óleo sobre tela. 1925


Playa de Algarrobo. Óleo sobre tela. 77 x 97 cm. 1924

domingo, 7 de abril de 2019

Procesos contra alcalde de El Tabo entran en recta final. Entrevista exclusiva a concejal Gloria Carrasco


La concejal de El Tabo Gloria Carrasco, electa en 2016 con primera mayoría, mantiene actualmente acusado por partida doble al alcalde Emilio Jorquera. En septiembre del año pasado, interpuso en su contra una querella en el Juzgado de Garantía de San Antonio; al mes siguiente solicitó la destitución de Jorquera al Tribunal Electoral de Valparaíso. Para realizar esto último, consiguió el apoyo del concejal Alfonso Muñoz, de manera de obtener el quórum mínimo establecido por ley. Carrasco, laboratorista dental de profesión, lidera de esta forma los esfuerzos de fiscalización dentro de un laxo y obsecuente concejo tabino.

lunes, 25 de marzo de 2019

"Plaga de algas verdes": Investigador advierte sobre sustancias tóxicas que podrían estar presentes en playas de Algarrobo


Claudio Sáez Avaria tiene títulos como ingeniero ambiental en la Universidad de Valparaíso y en la Universidad de Wellington, Nueva Zelanda; además, en 2014, obtuvo un doctorado en la Escuela de Ingeniería y Ciencias Marinas de Plymouth, Inglaterra. En la actualidad, forma parte del Centro de Estudios Avanzados de la Universidad de Playa Ancha (CEA), organismo que desarrolla una muy activa y relevante labor en distintas áreas del ámbito científico, y dirige además el Laboratorio de Investigación Ambiental Acuática de esa misma casa de estudios (LACER). Como investigador, su campo de especialización tiene que ver con la toxicología y los efectos de contaminantes en la biología de los organismos, particularmente en ecosistemas marinos. Ha publicado numerosos papers en prestigiosas revistas internacionales, siendo uno de los más destacados el de mediados de 2017 sobre un tipo de alga muy conocida en nuestra comuna: la ulva, especie que prolifera desde hace décadas en nuestras playas.

jueves, 7 de marzo de 2019

Comité Ambiental de Algarrobo exige medidas para dar solución a grave problema de algas en playas de Algarrobo


La proliferación de algas verdes que durante gran parte del año cubren extensos sectores de las playas de Algarrobo llegó esta temporada a un nivel crítico. Al grueso y maloliente tapiz que actualmente mancha las principales playas del sector sur del balneario -desde Club Deportivo al Yatching-, se suma además una merma notable de arena. En su reemplazo, piedras y rocas, lo que se traduce en una significativa y alarmante reducción del área tradicionalmente ocupada por bañistas.

martes, 5 de marzo de 2019

El fascinante universo de Raúl Ruiz en interesante charla en Isla Negra


Qué duda cabe que Raúl Ruiz es una de las grandes figuras de la cultura chilena. Que su estatura como creador no sea hoy, quizá, valorada en su justa medida, es posible que se deba tanto porque su talento descolló en el cine y no en el ámbito de la poesía y las letras, terreno donde nuestras figuras suelen descollar, como también por la naturaleza misma de su obra, heterogénea, vibrante, altamente creativa y profundamente antisolemne.

domingo, 17 de febrero de 2019

Ambición inmobiliaria en Humedal El Membrillo nuevamente fuera de la ley


Las gestiones por proteger el humedal El Membrillo, último tramo sin intervención de la extensa playa de más de 3 kilómetros de Algarrobo Norte, se prolongan ya por más de una década. La Fundación Kennedy, de hecho, ha venido desarrollando labores de conservación en el lugar desde 2007, pero desde 2014, cuando la arremetida de intereses inmobiliarios cernió con más fuerza, fue la misma comunidad algarrobina la que tomó la defensa de este importante punto del patrimonio natural como bandera de lucha.

viernes, 25 de enero de 2019

Abogado Christian Lucero sobre extracción ilegal de arena en playa de Tunquén: "El municipio no ha hecho su parte"


Una actividad que durante años se había mantenido fuera de la primera línea de las denuncias medioambientales, el año pasado alcanzó una fuerte, casi inesperada y muy saludable resonancia: la extracción ilegal de áridos. Los casos se multiplican a lo largo de nuestro litoral; sin embargo, por su envergadura y relevancia, dos han concentrado gran parte de la atención de los medios y de la ciudadanía: el del Fundo Santa Margarita de Las Cruces, y el de la playa de Tunquén. Pese a que en ambos ya se han emprendido acciones legales, las faenas ilícitas hasta la fecha se mantienen, con menor o mayor regularidad, activas.

sábado, 5 de enero de 2019

Foro ciudadano para reflexionar sobre el impacto del transporte de carga en San Antonio


San Antonio, la ciudad-puerto capital de nuestra provincia, enfrenta un desafío de marca mayor, quizá uno de los más importantes de toda su historia. Al significativo aumento en el flujo comercial que ha venido experimentando en las últimas décadas -que la ha llevado a situarse a la cabeza en cuanto a volúmenes de carga a nivel nacional-, hoy, en la antesala de una transformación a gran escala de sus terminales portuarias, enfrenta una encrucijada de enorme trascendencia y repercusiones, tanto a nivel económico, ambiental y socio-cultural.

domingo, 16 de diciembre de 2018

Con gran éxito se realizó Primer Taller de Empoderamiento Ambiental en Algarrobo


Ayer sábado 15, Algarrobo fue la capital de la ecología y el ambientalismo de la provincia. Asunto que lejos de sorprender, no hizo más que resaltar, por medio de una actividad, el primer “Taller de Empoderamiento Ambiental”, el liderazgo histórico que nuestra comuna ha jugado en el Litoral.

La jornada de charlas y mesas de diálogo comenzó algunos minutos pasadas a las once de la mañana. Se desarrolló en la terraza del Sindicato de Pescadores, lugar particularmente idóneo para acoger una actividad de esta naturaleza: en la primera línea del mar, la privilegiada vista que desde ahí se disfruta, permite visualizar, por el sur, la emblemática Isla Pájaro Niño, y, por el norte, las costas de Mirasol, El Yeco y Tunquén, puntos clave tanto del patrimonio natural, como de la lucha medioambiental algarrobina y provincial.

miércoles, 12 de septiembre de 2018

Algo huele a podrido en El Tabo


Por Pablo Salinas

En este, nuestro litoral, pasan cosas raras. Pero una muy rara está pasando específicamente en la comuna de El Tabo. Ahí, como ojalá ya se hayan enterado, existe una faena de extracción de áridos, de arena silícea de alta calidad, que se realiza desde hace ya muchos años -más de diez- y que se hace en forma completamente ilegal. Sin permisos, sin someterse a lo que dicta la ley en materia de resguardo ambiental. Es una faena enorme, mucho más grande en extensión y volúmenes de material extraído que todas las otras extracciones ilegales juntas que, por desgracia, proliferan a lo largo de todo nuestro territorio. En El Tabo, esta mega faena que escarba día tras día en el corazón de una zona de dunas conocida como Gota de Leche –llamada justamente así porque desde lo alto se ve como una alargada, extensa y espléndida área alba, con una suave tonalidad dorada-, aparte de estar alterando peligrosamente ese gran contenedor natural de crecidas del mar y tsunamis, está además dañando un riquísimo ecosistema de flora y fauna nativa, amenazando incluso con la extinción una plantita que crece únicamente ahí y en ninguna otra parte ni de Chile ni del planeta, la hierba de Las Cruces (Astragalus trifoliatus). Tamaño privilegio. Y orgullo. Pero ahí, en vez de disponer de las medidas de protección acordes a su relevancia, le ponen en cambio camiones y máquinas para que con sus palas enormes devoren su hábitat, ese, el que eligió por sobre cualquier otro en el mundo para vivir. ¿No lo crees? Siento decírtelo que es así.

viernes, 10 de agosto de 2018

El fraude del actual Plan Regulador de Algarrobo


Hasta 1994, el área urbana de Algarrobo llegaba hasta el estero San Jerónimo, o Humedal Los Patitos. Entre este y Algarrobo Norte y Mirasol, una amplia zona de dunas y playas, tipificada de uso agrícola en el Plan Regulador entonces vigente, de 1982. Esto cambió radicalmente una vez que los hermanos Fischmann iniciaron su arremetida. A comienzos de los noventa, habían rematado un extenso paño de 82 hectáreas en ese sector con la intención, como pujantes emprendedores a la cabeza de Inmobiliaria El Plomo, no precisamente de destinarlo ni al cultivo de papas ni al avistamiento de aves. Algarrobo ofrecía, por sus inmejorables características, un potencial de negocio extraordinario. En 1992 elaboraron un seccional -que nombraron, sin eufemismos, "Costa Dorada"- y lo presentaron a las autoridades. Su consigna: Algarrobo debía ampliar significativamente su área urbana, permitir construir donde entonces no estaba permitido. Pero no construir en cualquier parte ni de cualquier manera, sino desarrollar proyectos inmobiliarios de gran envergadura y en ubicaciones privilegiadas, como en la primera línea de mar. 

domingo, 3 de junio de 2018

El alcalde de El Tabo, Emilio Jorquera, y el millonario negocio de la arena


Hace diez meses, a fines de julio de 2017, un reportaje emitido en la edición central del noticiero de Chilevisión activó las alarmas respecto a la extracción ilegal de arena que en forma impune se realizaba desde larga data en la comuna de El Tabo, más específicamente en la localidad de Las Cruces. Las cámaras de televisión exhibieron a todo el país las huellas de las maniobras de los camiones que día tras día circulaban con toneladas de material obtenido fuera de toda legalidad, poniendo en serio peligro el rico patrimonio natural del lugar. Con la ayuda de un dron, se logró captar la magnitud del socavón provocado por el constante trajín de las máquinas en una zona dunar de gran valor ecológico, conocida como “Gota de Leche”, y postulada hoy a Santuario de la Naturaleza.

martes, 29 de mayo de 2018

Sabela Gondulfes, escritora: "Isla Negra es mi campamento base"


El caso de Sabela Gondulfes, en lo referido a su vínculo con Isla Negra, desafía el estereotipo. Hace algunos años atrás, esta gallega marcó este punto específico de nuestro litoral como destino de su inminente viaje a Sudamérica. En España ya había escrito y publicado varios libros; entonces un impulso algo inexplicable la empujó a concentrar su atención en esta mítica localidad del Pacífico Sur. Tuvo que ver su condición de balneario, su cercanía con Santiago, su clima probablemente similar al de sus tierras natales... en ningún caso Neruda. Algo sí tenía muy claro: venía a Chile a escribir. Pero en esto, contradiciendo lo que dicta el libreto, la presencia del Nobel no jugaba ningún rol.

En 2007, con dos hijos todavía en edad escolar, había pasado una larga y fructífera temporada en Argentina. Tras volver a Galicia, con el paso de los años y una vez más desahogada en su rol de madre en cuanto a educación y crianza, decidió volver. Esta vez, de este otro lado de los Andes.

viernes, 13 de abril de 2018

Débora Schiappacasse, nueva presidenta de Rescate Pingüino: "Mantenemos nuestra convicción en alto"


La agrupación Rescate Pingüino nació pocas semanas después de conocido el caso de la matanza de aves y huevos en el Islote Pájaro Niño de Algarrobo. Eran los primeros meses de 2013 y la consternación por ese hecho tan grave generó una reacción espontánea por parte de la comunidad, masiva como nunca antes en la historia de la comuna. Miles de personas, residentes y veraneantes, salieron a protestar a la calle. Desde entonces, con el pasar de los meses, el ritmo de las actividades y la misma dinámica interna de esta agrupación ciudadana fue disminuyendo, hasta detenerse casi por completo. Hasta el año pasado, en vísperas de caducar la concesión de la Cofradía Náutica del Pacífico (CNP), entidad responsable del delito ambiental perpetrado al interior del Islote. La agrupación reactivó su personalidad jurídica, se integraron nuevos socios, se renovó la directiva. Rescate Pingüino vuelve a ser hoy, poco a poco, lo que fue antes. Durante este 2018, postularán a distintos fondos; su objetivo primordial es potenciar la educación ambiental. Algarrobo Al Día conversó con Débora Schiappacasse, bióloga marina de la U. Católica del Norte, elegida a comienzos de año como su nueva presidenta.

-Durante gran parte de año pasado y los primeros meses de este 2018, la comunidad algarrobina esperó la decisión del entonces ministro Gómez sobre la renovación de la concesión de la CNP. Al final, todo este proceso se ha prolongado para ser resuelto durante este nuevo gobierno. ¿Cómo toma la agrupación Rescate Pingüino esta demora tan prolongada?

viernes, 9 de marzo de 2018

Jean Jacques Pierre-Paul y la crisis de la migración en Chile: "Es un problema de oprimidos que oprimen a oprimidos"

Casi sin quererlo, Jean Jacques Pierre-Paul se ha convertido en el portavoz de los migrantes en Chile. Nacido en Jacmel, ciudad distante 90 kilómetros de la capital haitiana Puerto Príncipe, en 2018 cumplirá 9 años de residencia en Chile. Se formó como médico en Cuba y en nuestro país tuvo que revalidar sus estudios para poder ejercer. Hoy, reparte sus jornadas laborales entre Santiago, Llo-Lleo y Las Cruces, donde hace cuatro años compró una casa. Ahí vive actualmente junto a su mujer y sus dos hijos. Pero mucho antes de convertirse en médico, Jean Jacques ya escribía versos, a una edad escolar, siendo adolescente. A la fecha ya ha publicado cinco libros de poesía, los que este año serán reeditados, en edición bilingüe (francés/castellano). Tras la muerte en trágicas circunstancias de su compatriota Joane Florvil el invierno pasado, escribió un poema en su memoria que pronto alcanzó gran difusión en las redes y los medios. De pronto, la voz de este médico de aspecto amable afincado en el litoral central se transformó una de las más respetadas y atendidas en lo que a migración se refiere. Hace pocos días, publicó una nota en Facebook, una especie de carta abierta, donde invita a reflexionar sobre este candente fenómeno social; nuevamente las redes se encendieron, con voces de apoyo y rechazo. 

Jean-Jacques, el año pasado un poema tuyo dedicado a tu compatriota Joane Florvil alcanzó una fuerte repercusión en las redes sociales y en los medios. Hace pocos días, publicaste una nota en Facebook sobre el candente tema de la migración en Chile en la que abordas aspectos de manera bien frontal. ¿Qué te ha impulsado a hacerlo?

martes, 20 de febrero de 2018

Con fuerte presencia de exponentes locales, Algarrobo recibe su 5° Festival de Jazz


Ocho serán las agrupaciones que entre el jueves 22 y el sábado 24 de febrero estarán presentes en la quinta edición del Festival de Jazz de Algarrobo. La apuesta de este año, en consideración al prestigio ganado por este evento único en el litoral, será concentrar la globalidad de las propuestas musicales en aquellas que, de una u otra manera, se vinculen con el territorio, esto es, la provincia de San Antonio. Así, durante las tres jornadas de música el público tendrá una inmejorable oportunidad de ver y escuchar lo más relevante de la incipiente pero atractiva escena jazzística local.

lunes, 19 de febrero de 2018

"Algarrobo Norte es un lugar de segunda categoría para la municipalidad". Entrevista a María Isabel Baeza, presidenta Junta de Vecinos 4-7

Hace dos años atrás, en enero de 2016, la pugna generada entre la autoridad municipal y los vecinos de Algarrobo Norte (cuando la primera se desentendió del justo derecho de los segundos por ocupar un área verde del sector), concentró la atención de toda la comunidad local. Hoy, cuando se anuncia la pronta pavimentación de la calle Samuel Lillo desde su inicio en el camino Algarrobo-Mirasol hasta las puertas mismas del proyecto inmobiliario Arenamaris del empresario Emil Sosman, Algarrobo Al Día quiso conversar con María Isabel Baeza, presidenta de la Junta de Vecinos 4-7 del sector, y así contar con la visión de quien ha encabezado por años los esfuerzos ciudadanos por resguardar el patrimonio urbanístico del lugar.


María Isabel, el verano antepasado la comunidad local reaccionó con indignación cuando el anterior alcalde Gálvez ordenó sacar los árboles que los vecinos de Algarrobo Norte habían plantado en el área verde ubicada a pocos metros del acceso del proyecto inmobiliario Arenamaris. Dos años después, en el lugar todo luce igual y del área verde ni rastros. ¿Qué ha pasado desde que asumió el nuevo alcalde J.L. Yáñez?

martes, 6 de febrero de 2018

"Pienso en el lenguaje como una materia mutante". Entrevista a la poeta y editora Celeste Diéguez

Por David Bustos

En el marco de la Feria Internacional del Libro de El Tabo (FILT 2018), que se realizará en los próximos días, quisimos saber más de la autora y editora argentina Celeste Diéguez (1979). Entre sus publicaciones se cuentan, La capital, (Ediciones Vox, Bahía Blanca, 2012), La enfermedad de las niñas, (Club Hem Editores, La Plata, 2013), El camino americano, (Eloísa Cartonera, Buenos Aires, 2015), La plaza (Malisia editorial, La Plata, 2017).

La proliferación de editoriales independientes (autogestionadas) en Argentina lleva más de una década. Sus modos de producción y dinámicas colectivas entre autores y editores son  interesantes de conocer. Celeste no sólo transita y explica esa realidad editorial sino que también entrega algunas claves, en la manera de pensar y abordar el lenguaje en su poesía. 

sábado, 3 de febrero de 2018

La provincia acogerá su primera feria internacional del libro, El Tabo será la sede.


Los días 9, 10 y 11 de febrero próximo, El Tabo acogerá un evento literario y cultural de características inéditas dentro de la provincia de San Antonio: la Primera Feria Internacional del Libro FILT 2018.

Esta Feria se tomó en serio la apuesta por la internacionalización -un ambicioso rasero- y, al menos revisando la plantilla, parece estar sorteando con éxito una tarea que corre a tres bandas: